jueves, 28 de mayo de 2009

La última noche en el mundo


- ¿Te acuerdas?
- Sí… Me acuerdo…
- Lo dices como si hubieras cambiado de sentimientos… como si ya no me quisieras. Dime que aún me quieres.
- Sí… Te quiero…
- Repítelo. Quiero estar seguro de que no estás mintiendo.
- Te quiero. Te quiero. Y sé que tú me has querido siempre.


1 comentario:

eva dijo...

Yo soy una de esas personas que ha dicho más de una vez:
- ¿Me quieres?
Pero un buen día me cansé de ello y dije que si no me lo decían era por algo. Por muy al límite que se esté en una situación, no puedes pretender que alguien te diga algo forzado.
Las cosas surgen, y cada uno es como es, así que son cosas que me han costado de aprender y asumir.
Ahora tengo un "te quiero" sin pedirlo y deja un sabor extraño en mi.
Un besote rey.